Los códigos de barras son asignados localmente, pero son únicos a nivel mundial. Son códigos representados mediante un conjunto de líneas paralelas verticales de distinto grosor, que en su conjunto contienen una determinada información; la cual permite con la lectura electrónica, reconocer rápidamente un artículo en un punto de venta.

Su asignación contempla prefijos para el país, que en el caso de México es 750, prefijos para la empresa y los diferentes productos o servicios; con lo cual se logra la identificación inequívoca de cada producto o servicio.

Esto facilita los procesos de comercio electrónico, permitiendo el rastreo de productos, optimizando actividades como control de inventario, ritmo de desplazamiento del producto, identificación de promociones, actualización de precios, etc. Con esto se logra que el comercio sea más eficiente, al eliminar tiempos muertos de espera para el cliente así como errores humanos en la captura de precios y productos.
Ver www.gs1mexico.org